lunes, 27 de febrero de 2017

PP y PSOE intentan recuperar el modelo bipartidista.

El Psoe debe dejar de apostar por seguir alternando el poder con el PP. Es decir, por el bipartidismo, porque este país no va a regresar a ese modelo político que nos ha dejado penosas herencias de toda la transición española. La gestora se diseñó en Andalucía para frenar un giro a la izquierda de este partido por el peso de la aparición de Podemos y para seguir apostando por el modelo bipartidista. Además, apostaba por una elección gloriosa de Susana Díaz como la gran "salvadora" de estos males, que a la postre se han comprobado como  bastante mas profundos y de difícil resolución . La mas que previsible fractura del Psoe, no es una cuestión de nombres, sino de contenidos y trayectorias. Su papel en la transición de colaboración con los poderes heredados del franquismo, las puertas correderas que han dado paso a sus "viejos mamuts", su participación en grandes tramas de corrupción que andan saliendo a la luz en la actualidad, hicieron que el movimiento 15M en su día, los marcara con el dedo acusador de aquellos que"no nos representan". Lo cual, a mi entender, les obligaba a un cambio de rumbo, que es el argumento que anda produciendo todas las tensiones y conflictos internos en ese partido. Tienen una complicada y difícil tarea que resolver en el primaveral congreso que se les avecina.Si ganase la posición actual de la gestora (que a mi juicio se sintetiza en una apuesta por la recuperación del bipartidismo), habría un trasvase importante de militancia de base hacia Podemos, que ya está recogiendo a socialistas desencantados. Y en el caso que fuesen las posiciones mas proclives al giro a la izquierda que representa Pedro Sanchez, pues estaríamos ante un escenario con posibilidad real para derrotar a la derecha, que actualmente ocupa el poder. Un escenario de cambio, de alianzas y posibilidades con programas de izquierdas. Es decir, los dos escenarios posibles nos favorecen en uno u otro sentido. El PP y el Psoe, comparten un modelo institucional bipartidista y su resistencia a entender que este modelo ha caducado de modo definitivo, es el normal pataleo de aquellos que han administrado un inmenso poder durante muchos años. 
Algunas encuestas muestran una hipotética mayoría absoluta del PP junto a Ciudadanos en estos días, que no harán sino inclinar la balanza de los "Pedristas" hacia la necesidad de un giro a la izquierda, con las fuerzas del cambio, que para ellos pudiera ser el único camino a la supervivencia política.

De cualquier modo y esto ya lo he escrito mas veces, Podemos debe seguir avanzando en un proceso serio de implantación territorial. Es el trabajo "por abajo" de nuestros círculos, el que erosiona el gran apoyo  hacia estos dos partido en sectores populares, proponiendo políticas organizativas y sociales cercanas a las familias, a los vecinos. Y ese desgaste es el que paulatinamente va a provocar que avancemos hacia el cambio real. 
Ya somos el referente de toda oposición al PP en el parlamento y la visualización de esto, nos va a facilitar la tarea en los barrios, en los pequeños territorios. Entiendo, que las cosas en política, son de difícil predicción incluso con el mejor de los análisis, pero tengo una intuición certera, de que si nuestro partido no comete errores graves, está en una posición inmejorable para ganar las próximas elecciones y ademas contando con una implantación activa en los territorios, que reforzarán con la movilización popular los cambios profundos que hagamos en nuestro país.
Un saludo.

No hay comentarios:

Publicar un comentario