viernes, 28 de abril de 2017

NI UN PASO ATRÁS...


El tripartito se las prometía muy felices, porque estaban consiguiendo "aislar y opacar" la labor parlamentaria e institucional de Podemos. El PSOE y PP de la mano rechazaron nuestra propuesta de acabar con la ley de enaltecimiento del terrorismo que procesa ridículamente a titiriteros. El tripartito (PSOE,PP,Ciudadanos) también rechaza nuestra propuesta ley sobre la Eutanasia , dijeron que no era prioritaria y necesitaba un debate sosegado, lo cual es un obvio intento de opacar nuestra labor parlamentaria. De igual manera pasó al respecto de nuestra propuesta de eliminación de los aforamientos y de los privilegios a parlamentarios. Y así seguirá pasando porque nos declararon como sus enemigos, que no adversarios políticos. 

A mi juicio queda nítida la estrategia de los tres y cual es su objetivo común. El miedo al avance de nuestro partido los aglomera en el corporativismo mas reaccionario y los conduce a compartir una estrategia común. 
A todos les duele la normalización de Podemos en la vida política de este país, porque su concepto de la política es elitizadora. Les molesta que personas normales puedan pasear los pasillos del parlamento porque en el fondo desde el 78 a nuestros días, los políticos se han autoconsiderado como una "clase que merecía privilegios" financiados por nuestro pueblo. "Cotidianizar" la presencia de personas sencillas en las instituciones, en los medios, en los grandes debates, es algo que no pueden consentir porque ello significa la consolidación de un espacio de cambio con perspectivas de futuro y que  hace peligrar sus estatus. 
El tiempo, a mi juicio, corre a nuestro favor. La defensa de un estado limpio y digno les hace un daño muy serio a los enemigos de la democracia a la vez que recoge la indignación de la gente sencilla ante la impunidad. 


Podemos ha acertado con la propuesta de moción de censura por muchos motivos, pero el fundamental es que vuelve a conectar con la mayoría de la población apareciendo como el único partido que puede acabar con este miserable presente al que andan condenando a las familias. Un presente  infectado de paro, de corrupción sistémica, de paraísos fiscales, de amiguismos...de verdadera vergüenza.
El "trababús" está poniéndole rostro a cada uno de los "indignos" que han construido tramas para su enriquecimiento personal a costa del dinero público y la moción de censura amenaza su impunidad y sus privilegios. Podemos dos...tripartito y corruptos cero.
Un saludo

No hay comentarios:

Publicar un comentario