domingo, 8 de octubre de 2017

GONZALEZ PASA A RAJOY POR LA DERECHA Y PIDE SUSPENDER LA AUTONOMÍA CATALANA CONTRADICIENDO A SANCHEZ.

Este socialista de yate, pide la intervención de la autonomía de Catalunya. Al menos se quedó corto ya que su dúo Guerra pidió públicamente el 116. ¡ Grandes socialistas.!


Si éramos pocos "parió la abuela". Este señor que ya hace años debiera haberse callado por sus múltiples "meteduras de pata" y por no ser ya un ejemplo para nadie, después de acabar  con el PSOE como partido de izquierda y convertirlo en una amalgama indefinida siempre dispuesto a la alianza con las derechas, anda yendo mas allá que la propia derecha del PP y pidiendo la intervención de la autonomía catalana. 

En pocos días, han salido a la palestra todos los barones y no barones que en su día apoyaron a Susana Díaz, a la cual ahora vemos envalentonada. 
¿No será una estrategia premeditada que pretende un ataque a Sánchez, Podemos y las fuerzas de izquierda?
No hace muchas horas que apareció el "escudero" Alfonso Guerra para pedir el artículo 116 de la constitución que hace referencia a la intervención del ejército ante un delito de sedición. Es decir, este impresentable y mal llamado socialista juega su papel de pirómano desde la irresponsabilidad absoluta y encima alguno le ríen la gracia.
González siempre ha estado a la caza de Podemos. Sus repetitivas alusiones a Venezuela para descalificar al partido de Iglesias, su apuesta por la "gran coalición" junto al PP y Cs, el público y notorio apoyo a Susana Díaz famosa antipodemos lo sitúan ya ideológicamente junto a la derecha mas reaccionaria y corrupta que existe en este país.
Desde mi punto de vista, González no se resigna a perder su estatus de supuesto analista de estado pero en realidad lo que produce este personaje ya en los ambientes mas ilustrados y teóricos de la izquierda es que es un verdadero "bocazas", con rasgos de iluminado. Que habla de las necesidades de los ciudadanos desde los yates o residencias lujosas de sus impresentables y dictadores amigos jeques árabes y que se cree con una  legitimidad que no posee, porque entre los suyos y por abajo, produce verdadera mofa.
Y ademas elige un marco internacional (encuentro de periodistas en Berlín), el 25 aniversario de la muerte de Willy Brandt en el que además  añadió que el PSOE debía apoyar al Gobierno español si este aplica el 155. 
Lo que está quedando meridianamente claro es que, el respeto por la nueva dirección del PSOE no existe por parte de muchos sectores internos del mismo. Que han salido en "escalera" a contradecir la línea política marcada por lo órganos de dirección y que presumiblemente sea un ejercicio de descrédito hacia un secretario general al que no respetan ni consideran.
Si Pedro Sánchez regeneró el partido, desde luego que no se nota por ningún sitio porque le crecen  los enanos, a cada golpe de tambor.
Un saludo.


No hay comentarios:

Publicar un comentario